Australia, Nueva Gales del Sur, Queensland

Fragmentos de la costa este australiana en fotos

9 junio, 2015
DSC01682

Viajar a veces nos pone creativos, nos inspira y así es como Fede saca fotos y yo escribo. Eso solo ocurre algunas veces, otras – como lo que nos ocurre en este momento – nos activa el modo hibernación y dedicamos nuestra energía a otra cosa: estamos leyendo, realizando diversas actividades en la granja en la que nos ofrecimos como voluntarios, viendo películas con la gente de la comunidad, encontrando bichos gigantes de Queensland (en el próximo post les explico bien pero digamos que las arañas son del tamaño de mi mano… help!)

El famoso faro de Byron Bay

El famoso faro de Byron Bay

En las últimas semanas recorrimos Byron Bay donde nos la pasamos caminando sin rumbo, sentados en la arena mirando el mar y tomando helado; y Gold Coast donde – para que mentir – nos la pasamos tomando vino y cerveza con nuestras amigas francesas Morgane y Laura. Cuando se nos pasaba la resaca salíamos a caminar y el paisaje era hermoso. No es que seamos unos borrachos pero son las únicas personas con las que podemos salir a tomar algo desde que llegamos a Australia. Mis intentos por hacer que Yoshi tomara vino fueron todos fallidos.
La costa este australiana se nos presentó como el lugar ideal para desconectarse, y es que a veces caminar ciudades, parques nacionales o descubrir lugares nuevos cansa.

Byron Bay

Byron Bay

Atardecer en Byron Bay

Atardecer en Byron Bay

Tomamos un tren de Sydney a Casino (no había ningún homónimo ahí, era bien en el medio de la nada) y de ahí un colectivo hasta Byron Bay. Todo eso (que son como 11 horas de viaje) nos salió unos 40 dólares a cada uno, todo gracias a un 2×1 de la compañía de trenes que todavía sigue vigente (Junio 2015) así que aprovechen.
Cuando nos bajamos y nos dibujamos la raya nos dimos cuenta que llegamos a una ciudad costera que no descansa:en Byron Bay había fiesta un jueves (y la debe haber hasta los lunes). Entiendan que somos viejos – mentira, somos unos aburridos pero no le digan a nadie – y que no tuvimos las ganas ni las energías para explorar la joda en Byron Bay. Lo que sí hicimos fue conocer al gordo con el ronquido más fuerte del mundo que atravesaba paredes: teníamos una habitación privada y lo escuchábamos igual.

Árbol en Byron Bay (?)

Árbol en Byron Bay (?)

Al día siguiente tomamos otro colectivo hasta Gold Coast y las mejores francesas nos fueron a buscar en su auto y nos recibieron con un guiso de lentejas (al fin comida casera!) y unos vasitos de vodka y jugo (por eso las amamos). Inflamos un colchón inflable (valga la redundancia) y empezamos nuestras mini vacaciones. Salimos a recorrer Surfers Paradise y tomar unas cervezas: ahí nos encontramos con negocios poco comunes y chicos que le tiraban piropos a Laura. Terminamos en un bar irlandés con toda la onda.
Vimos el atardecer desde el lugar preferido de las chicas, sacamos fotos, caminamos descalzos en la arena, hablamos de planes para el futuro.
Fotos, fotos y más fotos. No hay nada que contar.

Ponerse al día con los amigos versión viajes: ¿Qué estuvieron haciendo los últimos 4 meses?

Ponerse al día con los amigos versión viajes: ¿Qué estuvieron haciendo los últimos 4 meses?

DSC01658

DSC01655

Yendo al lugar favorito de las chicas para ver el atardecer.

Yendo al lugar favorito de las chicas para ver el atardecer.

Atardecer en Gold Coast

Atardecer en Gold Coast

Morgane, Laura, Fede y yo (foto de un señor copado al que le dieron pena nuestros intentos de selfies)

Morgane, Laura, Fede y yo (foto de un señor copado al que le dieron pena nuestros intentos de selfies)

Sacando fotos

Sacando fotos

DSC01706

Para las francesas estaba fresquito, para los que venimos de Tasmania hacía calor...

Para las francesas estaba fresquito, para los que venimos de Tasmania hacía calor…

En el bar irlandés con Laura

En el bar irlandés con Laura

En el bar irlandés con Morgane

En el bar irlandés con Morgane

A esto me refería con locales bizarros en Surfers Paradise.

A esto me refería con locales bizarros en Surfers Paradise.

Y así de rápido se pasan los días con amigos, hasta la próxima aventura con las francesas… esa vez será en sus pagos.

Melina

You Might Also Like

1 Comment

  • Reply Estela 9 junio, 2015 at 10:04 pm

    Lovely pics! I love your dress! 🙂

  • Leave a Reply